Tags:

Las claves del título de Boca

El título es de todos.
Las claves del título de Boca

El Xeneize se consagró y varias fueron las claves del título de Boca. Desde Tevez, el goleador Benedetto, Gago, el capitán, el propio Guillermo y la gente. Todo Boca es parte de la coronación.

Boca se consagró y analizamos a cada involucrado campeón, las claves de porqué el equipo de Guillermo se coronó en este torneo largo.


LAS CLAVES DEL BOCA CAMPEÓN

Tevez y un espectacular final del 2016: con Carlitos al mando, el equipo le ganó a San Lorenzo, Racing y River al hilo y así terminó el año como el líder del campeonato. A partir de ese momento, no volvió a dejar de ser el puntero.

Fue el hombre orquesta en el primer semestre del torneo, hasta que decidió irse a China. Su momento cumbre fue el superclásico en el Monumental, diez puntos para el 4-2 con doblete. Alto nivel mostró el ídolo que había llegado pleno de la Juve.

La aparición de Benedetto: el delantero la rompió en el 2017. Su racha le dio a Boca una infinidad de puntos importantes y termina siendo uno de los goleadores del campeonato.

Además, fue un artillero clave: en 12 ocasiones metió el primer gol del partido.

Sin dudas que Pipa se fue ganando a la gente en base a sus goles, siempre importantes y decisivos. Fana de Boca, cumplió su sueño de ser campeón. Y mostró virtudes como gran remate desde afuera y olfato de goleador.

El ingreso de Barrios: el colombiano le cambió la cara a un mediocampo que era cuestionado. Con quite, garra y solidez, le dio a Gago la oportunidad de jugar más libre y así todo fluyó mejor en el equipo.

Tras varias vueltas, se encontró la defensa: de Insaurralde-Vergini y a Tobio-Magallán, Guillermo terminó encontrando una línea defensiva que lo conformó. Jara tuvo un gran rendimiento cuando le tocó ocupar el lugar de un cuestionado Peruzzi. Y Fabra y Silva repartieron minutos en el lateral izquierdo.

La capacidad de reinventarse: Guillermo tuvo muchísimas bajas durante la temporada. Sara, Tevez, Gago, Sebastián Pérez y Centurión debieron abandonar el equipo por distintas razones durante los últimos meses. Los Mellizos supieron encontrar a los reemplazantes y siempre quedar bien parados.


Boca fue campeón porque fue el que más ganó (17);
El que menos perdió (3);
El más goleador (58);
2ª valla menos vencida (22);
Goleador del torneo (Benedetto 18).